Enfocar la rebeldía

37823694_10155771003837379_8975242546280136704_o.jpg
La rebeldía es siempre invitada a manifestarse alegre, generosa, esperanzada. El amor, el altruismo, la solidaridad es lo que puede sostener la sana rebeldía. De lo contrario ésta se puede tornar peligrosa. Una rebeldía desprovista de comprensión y compasión puede representar una amenaza en primer lugar para quien la encarna y proclama. Sus aristas pueden ser cortantes, pueden llegar a abandonar cuerpos sin vida en anodinos apartamentos de grandes urbes.

La rebeldía descontrolada tiende a explotar. De no hacerlo fuera, puede hacerlo dentro y es cuando sobreviene la autodestrucción y se marchitan las flores que estaban destinadas a extender singulares perfumes. La rebeldía hay que sujetarla y enfocarla bien, de lo contrario puede empujar a la desesperación, junto al bote descontrolado de barbitúricos. Un recorrido de compromiso con la vida no debiera acabar en la negación de ésta, en una ingesta precipitada de pastillas.

Sigue leyendo

Elevar la fiesta

37343202_10155757122262379_5013099241074065408_n.jpg

Hacer la fiesta más segura es en primer lugar elevar la fiesta. El contexto propicia actitudes. Pretendemos dejar la fiesta donde estaba, dentro de la caja de ensordecedores ruidos, en medio del desenfreno etílico y a la vez que nadie se propase. Se puede intentar, pero no deja de ser una muy arriesgada apuesta. Es llegada la hora de considerar que el fomento por ejemplo de determinadas músicas puede representar el aliento de determinadas pasiones.

Medicina preventiva también en la cuestión de los abusos. Nuestro mundo ha de ser elevado y es así como la mujer recuperará su lugar sagrado. En poco tiempo he participado en dos inolvidables veladas, noches entrañable tratando de impedir que el sueño cerrara los párpados. Expongo los ejemplos con la sola finalidad de reforzar el argumento. Recientemente estuve en Zaragoza en una “velación”, en una ceremonia espiritual de origen mexica que duró hasta el amanecer. Todavía sigo cantando esas melodías, todavía intentando que esa noche no se desvanezca en el recuerdo. Bellas alabanzas, alarde floral, luminaria que embellecía todo el espacio cargado de sagrado copal… Hasta la mirada despistada se convertía en aquel espacio en irreverente. Hasta los ojos que no fueran puro arrobamiento, desentonaban. Una mujer no podía estar más segura y tranquila que en ese lugar y eso que era sábado y estaba casi todo oscuro y eso que eran las cuatro de la madrugada. ¿Habría un lugar de la tierra donde esas mujeres que llovían pétalos, que alimentaban la llama, que portaban el agua, que cantaban con el alma y las conchas de armadillo se sintieran más libres de todo temor….? No lo creo.

Sigue leyendo

Derrochar amabilidad

amabilidad-y-atractivo-1.jpg
La amabilidad que nosotros derrochemos a nuestro alrededor es la que después nos volverá. La justicia con la que nos empleemos con los demás, es la justicia y equidad que después disfrutaremos. Cuando gocemos de un mínimo de poder en un marco ya laboral, ya asociativo, ya de ocio…, ya de cualquier orden, deberemos cuidarnos muy mucho de abusar de él.
Con una pizca de poder a menudo el humano tiende a subirse por las nubes. Podemos entonces pensar, ¿qué haría ese humano si tuviera más poder, si amplias porciones de humanidad se encontraran bajo su dominio, siquiera en algún limitado ámbito? La Vida nos tratará como nosotros tratemos a nuestros semejantes. Es Ley insoslayable. Demasiado a menudo el humano olvida que no sólo rinde cuentas ante los tribunales de la tierra. Detentar un poder, ya sea a una escala pequeña, ya a una mayor, es una prueba evidente para quien aspira a avanzar por el Sendero.

Sigue leyendo

No abusar del whasap

wasahpa.jpg

A veces ganamos con las nuevas tecnologías, a veces lo contrario, perdemos. La pérdida puede ser en clave de necesario contacto humano. La cultura que se impone por doquier del “express” no debiera sustituir en ningún caso a la del respeto. La primera pasajera y cuestionable, la segunda de siempre y para siempre.

Es preciso conocer la forma y el ámbito de uso de cada una de las nuevas tecnologías. En ningún caso las rápidas comunicaciones debieran servir para eludir debidas responsabilidades. Vivimos en la cultura del abuso de la mensajería rápida. Yo puedo utilizar un whasap para decir que llego cinco minutos tarde a una cita, pero seguramente no deberé utilizar ese sistema para decir que no acudiré a esa cita.

Sigue leyendo

El alma de la humanidad

36889386_10155735718182379_2457073506400075776_n.jpg

 

En ese punto de mágica y gozosa unión interna nos anclamos. Ahora por fin comenzamos a conectar con el alma de la humanidad una, alcanzamos su esencia, nos aposentamos en ella. Ahora toca recordar lo que hemos sido, de lo que nos hemos vestido, los papeles que hemos cumplido… Tomamos imprescindible distancia.

Fue muy largo y agitado el recorrido. Quede la seguridad de que no fue en balde. Ahí están nuestras manos y corazones unidos para certificarlo.

Nos hemos hundido en el barro de las más diferentes trincheras, hemos agitado unas y otras banderas, hemos apretado el gatillo desde las más diferentes posiciones…, y ahora por fin comenzamos a recordar. Todo fue un sueño, un largo profundo y a menudo pesaroso sueño, pero estamos despertando, para ya nunca más olvidar. Estamos por fin emergiendo a la conciencia de la unidad indisoluble, la conciencia de unidad en diversidad, por supuesto en libertad.

Sigue leyendo

La renuncia generosa

36911432_10155739889667379_3787877399467655168_o.jpgAquello fue un alarde de civismo y valentía colectivos, de acción no violenta ante un Estado, en aquel contexto, miope, torpe y demasiado a menudo bruto. Aquello demostró el coraje de un pueblo que ama la libertad y que está dispuesto a arriesgar por ella. Hay plazas en Catalunya que bien merecen que se empiecen a llamar “Primero de Octubre”, sin embargo los números que salieron de las tan perseguidas urnas no daban para mucho más. Un poco más de la mitad de población no es suficiente para declarar la independencia. Sólo a riesgo de confrontación social se podía ir para adelante.

El referéndum cumplió su objetivo. Sirvió para aclarar la relación de fuerzas, para afirmar la voluntad latente en el alma del pueblo movilizado, sin embargo el mayor de los triunfos estribaba seguramente en detenerse en ese triunfo, en renunciar a la República catalana en tanto en cuanto no fuera sostenida por un porcentaje mayor de la población. Tan necesario fue llegar al primero de Octubre como pararse en él. Olvidando las siguientes estaciones hacia la independencia, hubieran ganado todos. Primero se hubiera evitado la tan injusta privación de libertad de los políticos presos. Los exiliados no habrían hecho las maletas. La crispación no habría ido en aumento, aún sin olvidar que ha sido la intolerancia del Estado el primer factor desestabilizador.

Sigue leyendo

Amistad

36957597_10155742006867379_3641473522104008704_o.jpg

Se jubilará al enfriarse las últimas brasas del próximo campamento. Nos dijo que le faltaba aire en los pulmones, pero no queríamos creerle. El aire en realidad llevaba muchos años sin llenar su pecho. Nos dijo que nos iba a ir dejando, que se iba a ir despidiendo, que se iba a ir cuidando cada vez un poco más. En algún lugar de la tierra encontraría un aire que quisiera llenar sus pulmones.

Va y cumple su letal amenaza… Va y nos deja a nosotros también sin aliento. Echaremos en falta al compañero de inolvidables fatigas en el campamento, sobre todo al hermano ya de tantos años, de demasiadas aventuras. El bandido de él me enseñó lo que es la amistad y ahora me dice que se va mendigar con su compañera inseparable un poco de aire por no sé qué caldeada estepa castellana.