Irradiar bondad

 

22137120_10155043132727379_924762219364463621_o.jpg

Al igual que seguramente vosotros/as he visionado muchos vídeos de las cargas policiales ayer en Catalunya. Junto a la clara visión de lo injustificado y gratuito de esa violencia, de la absoluta irresponsabilidad de quienes han enviado ayer a los uniformados a tratar de abortar un pacífico referéndum, siento la necesidad de frenar en mí un sentimiento de rencor que quiere medrar.

Ese sentimiento, cual fatal veneno, puja por extenderse en el interior. Es por ello que más que difundir más vídeos, que por lo demás están ya al alcance de todos, he creído necesario difundir las palabras del Buda. Logremos aquí ahora frenar ese veneno del resentimiento y extender un sentimiento de compasión hacia todos los uniformados que también son humanos y que se vieron seguramente muchos de ellos en la desagradable obligación de cumplir con tan absurda acción violenta.

Ya lo hemos señalado en un anterior post. El verdadero desafío y su escrutinio, no telemático por cierto, era por dentro. Más importante incluso que conquistar más anchas libertades fuera, lo era el conquistar en el interior un alma libre de bajos sentimientos.

Constatado el abuso, denunciado serenamente, ahora más que seguir reparando en la porra que atiza, quizás buscar el refugio de las Grandes Almas y su compasión infinita. En estos momentos convulsos y de gran tensión, necesito especialmente palabras de amor incondicional y comprensión. Ello es lo que comparto. Me hacen bien y creo que también os lo pueden hacer a vosotros. Dice el Buda en el Metta Sutta:

“Tal como una madre protege con su vida
la vida de su único hijo,
del mismo modo y con un corazón ilimitado
así es como debemos proteger a todos los seres vivos:
irradiando bondad sobre el mundo entero, enviándola hacia arriba hasta los cielos,
y hacia abajo hasta las profundidades; alrededor y a todas partes, sin límites.

Y así, estando libre del odio y de la mala intención,
cuando se esté de pie o caminando, sentado o tumbado,
libre de la pereza se debe mantener esta consciencia ilimitada.
Esto es la sublime morada.”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s